Historia aterradora - Síndrome de la resignación

PATROCINADORES

Detalles:

Los padres de Sophie tienen una historia aterradora de extorsión y persecución de una mafia local. En septiembre de 2015, su coche fue detenido por hombres con uniforme de policía. "Nos sacaron arrastrando. Sophie estaba en el coche así que vio como nos golpearon fuertemente a mi y a su madre", recuerda su padre. Los hombres dejaron ir a la madre de Sophie y ella tomó a su hija y corrió. Pero el padre no pudo escapar. "Me llevaron con ellos y después no recuerdo nada", dice. La madre de Sophie la llevó a la casa de una amiga. La niña estaba muy alterada. Lloraba y gritaba: "¡por favor vete y encuentra a papá!", y golpeaba la pared con los pies. Tres días después el padre hizo contacto con ellas y desde entonces la familia estuvo huyendo, escondida en casas de amigos, hasta que salieron hacia Suecia tres meses más tarde. Al llegar la policía los detuvo por horas. Poco después Sophie se deterioró rápidamente. "Después de un par de días notó que ya no jugaba tanto como solía hacerlo con su hermana", dice su madre, que está esperando otro bebé el próximo mes. Poco después, se informó a la familia que no podían permanecer en Suecia. Sophie escuchó todo en la reunión con la Junta de Migración y fue en ese momento cuando dejó de hablar y de comer. La primera vez que se informó del síndrome de resignación en Suecia fue a fines de los 1990. De 2003 a 2005 se han reportado más de 400 casos. A medida que los suecos comienzan a preocuparse por la consecuencias de la inmigración, estos "niños apáticos", como se les conoce, se han convertido en un enorme asunto político. Se dijo que los niños estaban fingiendo o que los padres los estaban envenenando para asegurar su residencia. Ninguna de estas historias ha sido comprobada. En la última década, el número de niños que se ha informado sufren de síndrome de la resignación ha disminuido. La Junta Nacional de Salud de Suecia recientemente declaró que hubo 169 casos en 2015 y 2016. Los más vulnerables siguen siendo los niños de grupos geográficos y étnicos particulares: los de la antigua Unión Soviética, los Balcanes, los niños gitanos, y más recientemente los yazidíes. Sólo un número pequeño es de migrantes no acompañados, ninguno proviene de África y hay muy pocos de Asia. A diferencia de Sophie, los niños afectados a menudo han estado viviendo en Suecia durante años, hablan el idioma y están bien ajustados a sus nuevas vidas nórdicas. En el pasado se ha informado de varios trastornos parecidos al síndrome de la resignación, por ejemplo, en los campos de concentración nazis. En Reino Unido, un trastorno similar, síndrome de rechazo generalizado, fue identificado en niños a principios de los 1990, pero ha habido muy pocos casos y ninguno entre buscadores de asilo. "Hasta donde sabemos, no ha sido establecido ningún caso fuera de Suecia", escribe el doctor Karl Sallin, pediatra del Hospital Infantil Astrid Lindgren, que es parte del Hospital de la Universidad Karolinska en Estocolmo.
-...-

Comentarios

PATROCINADORES

 

Populares

Eliminar virus de accesos directos - Files Show

Un mensaje a la conciencia ·El verdadero amor·

Seres unicelulares

Yo cumplo - Juego novedoso en facebook

La danza del vientre

¿Cuáles son los peligros de fumar una Hookah?

Cura del Papiloma Humano

Martin Cooper

SABIAS QUE: EL ATAQUE CARDÍACO Y EL AGUA VAN DE LA MANO

Alerta! Caracol Gigante Africano en República Dominicana